ENSAYO DE VIDA Y ÉXITO DE UN ABUELO AYABAQUINO

Desde la perspectiva de mi abuelo la vida era la familia, los negocios, Dios, todos los menesteres y deseos. Mi abuelo fue una persona, alegre, risueña que siempre le gusta contar sus vivencias, fue ejemplo de vida. Vivió su vejez hasta que Dios se lo permitió, él era una persona criado a la antigua, siempre se acostaba a dormir temprano y se levantaba con el canto del gallo a las 5:00 de la mañana. Por las noches cuando íbamos a dormir, luego de haber estado con los amigos, si llegabas a eso de las 10 de la noche, no te abría  la puerta, tenías que irte a dormir a otro lado.
Con mi hermano golpeábamos ventanas y puertas para despertarlo, él se levantaba enfurecido y criticando nuestra actitud por haber llegado tarde. ‘ustedes siempre vienen tarde’, ‘ya no pueden entrar a dormir’, ‘vayan a dormir a otro lado’. En esos momentos pedíamos a Dios, ‘que nos abriera la puerta mi abuelo’. Ya después de haber escuchado la comprensión de mi abuela procedía a abrirnos la puerta, claro que sin dejarnos de carajear  y reprochar nuestra actitud. Nos disponíamos a descansar, pero antes de ello cuando estaba de buen humor,  solía contarnos cuentos de las Mil y Una Noches: De Alí Baba y los 40 ladrones, el libro mágico, etc.
Mi abuelo era huérfano de padre y madre, para él la vida siempre ha sido dura, me ponía a pensar, que  ya de por sí, haber sido huérfano, es difícil vivir sin un padre y una madre que te puedan ayudar. Mi abuelo me hablaba ‘la vida es dura’, ‘la vida no es fácil’, ‘ya cuando estés grande comprenderás’, ‘hazle caso a tu papá y tú mamá’, ‘no pelees con tu hermano’.
Desde mi punto de vista, la vida es un largo caminar, nos invita a conocer muchos paisajes, lugares claros y oscuros; días grises y otros con cielos claros. Hay lugares inolvidables que quedan plasmados en lo más profundo de nuestros recuerdos, cada vez que los pones en el tapete, nos estremecen de tristeza o alegría. Porque esa es la vida una tómbola, una ruleta gira y  gira, de pronto en algún momento se parará, y es el final. La vida es un reto. En un mundo violento, cada vez que sales de tu casa, no sabes si vas a regresar, no sabes lo que te pueda pasar, si volverás o no volverás. Vida donde la confrontación con la realidad efectiva que constantemente se transforma  se invierten sus leyes formales.
La vida está llena de fenómenos, algo ya conocido y que se encuentra en un posible nexo causal con algo que se acepta como posible en una proposición. Así tenemos los fenómenos empíricos realizados mediante la experiencia de todo ser humano en la naturaleza que tiene una percepción. El fenómeno científico el que se adquiere mediante investigaciones sobre el fenómeno empírico. Y por último el fenómeno puro resultado de todas las experiencias y todas las investigaciones.
En este reto se te presentan oportunidades que tienes que tener una buena toma de decisiones, para tomarlas o dejarlas, es como el tren cuando pasa, lo tomas o esperas otra oportunidad. La vida está llena de oportunidades de muchas formas y fondos, que a través de estas obtienes placeres y menesteres, esto nunca se acaba, solo culmina cuando todo termina, la muerte.
Aquí está la oportunidad  que se nos brinda a los que sentimos la necesidad de encontrar sentido a la existencia, una oportunidad para hacernos preguntas y constatar  qué es lo que tiene valor, qué es lo que permanece más allá de los cambios, qué es lo que merece la pena.
Decía Hegel (2017) que “lo espiritual es lo real”. Hermosa máxima para estos tiempos inciertos, en que la base material de nuestras vidas reclama nuestra atención y provoca  nuestros miedos, una vez que las ilusiones de prosperidad parecen borrarse en nuestro horizonte.
Por otra parte, mi abuelo contaba anécdotas, allá por los años 60 uno de sus sobrinos arengaba por la lucha de las clases sociales a través de la lucha revolucionaria. Las personas entregaban todo de si por esa la lucha, pero detrás de esa lucha habían beneficios, como qué grupos cubanos y rusos apoyaban esa causa; les enviaban ropa y alimentos de dichos países, estaban bien apoyados. El nunca compartió esa idea,  como él decía la gente que subleva es “por la hueva”, a sí tenemos un caso de  Basilio Chanta Granda. A fines del 64 y comienzos del 65 se retoma el trabajo político y se desarrollan escuelas políticas. Varios campesinos se integran al partido, entre ellos, Basilio Chanta Granda, quien fuera asesinado en una cueva. Sujetos sin miedo.
Todos sentimos miedo, ese sentimiento tan frió que recorre por nuestro cuerpo. El miedo existe solamente en el mecanismo de la mente. Tendrá que aprender a separarse de ese mecanismo. Nos identificamos hasta tal punto con el mecanismo, que hemos olvidado por completa la distancia. Se trata sólo de la mente y la mente no es otra cosa que el conjunto de condicionamiento que hemos recibido de otros. En esta vida tanto el miedo como la  valentía destruyen, pero el miedo simplemente destruye. Cuando se siembra en el suelo la semilla de la valentía, aunque también muere, no se pudre. Muere para convertirse en un nuevo fenómeno: el retoñó. En esta vida triunfa el que pierde el miedo de enfrentar la vida, los retos.
Es importante destacar que Hegel (2017) en su libro de Fenomenología del Espíritu, nos decía que “el espíritu es, por tanto, esencialmente intersubjetividad cuya estructura se determina por medio de las diversas actitudes de la autoconciencia con relación a su objeto – esto es, a la vida- , sobre las cuales puede reflexionar la conciencia que ha devenido conciencia de sí misma”. Es por ello determinante para la exposición siguiente de ciertas estructuras y actitudes fundamentales de la autoconciencia la correspondiente proximidad o distancia de la autoconciencia. El siervo se ha decidido por la vida, retirado de la lucha entre la vida y la muerte, y sometido a la otra autoconciencia para la que ahora trabaja. En el trabajo se emancipa, adquiere mediante él la autosuficiencia efectivamente real de desligarse de los objetos que serán trabajados y, de este modo, de encontrar una distancia en la relación con la vida.
El deseo que se dirige a la vida, en particular a otra autoconciencia, y quiere disfrutarla aparece ahora en una lucha con el destino. Que lleva implícito lo que él hace, a saber, el haberse tomado su vida; tomaba la vida, pero con ello abrazó más bien la muerte.
Durante este período, mi abuelo siempre me hablaba de Dios, él era creyente de Dios. Todas las noches oraba, nos enseñó a orar el padre nuestro. Siempre pedía por él, por mi abuela, sus hijos y por todos. Por lo tanto, en este reto, es importante creer en Dios, ya que por medio de él nuestra fé representa una fuga de la realidad efectiva. Es importante creer en él ya que sin algo tan importante como él nada sería posible. Todos los días orar, pedirle a Dios por todos, por uno mismo. Es tan rico, que nos ayuda a seguir con esperanza, Dios nos protege, todo lo puedo con Dios, con Dios nunca me faltará nada, el me da todo.
Es importante destacar que él Rey David, siempre le pedía a Dios y le agradecía, es un resumen de agradecimiento por todas las veces que Dios lo libró a lo largo de su larga vida de servicio. Es posible que él Rey David haya compuesto sus canciones cuando era joven, tal vez cuando murió Saúl y recién tomó el trono, como se describe en 2 de Samuel 8:14, cuando David había sometido a todos sus enemigos, y Jehová dio la victoria a David por dondequiera que fue. Sin embargo en su vejez David podía mirar atrás con gran gratitud y cantar sus canciones otra vez, viendo a su vida completa.
El ser sensible se interpreta como materia pura que coincide con la esencia absoluta de la creencia de la fe en que ella es producto del pensamiento puro.
La creencia de la fe se distingue de la conciencia infeliz, porque ha emergido desde la sustancia y es “conciencia pura de la misma sustancia. Hegel (2017) piensa que en la sustancialidad de la realidad efectiva que ha sido alcanzada en el tránsito de la razón es el espíritu, sustancialidad con la que se relacionan todas las figuras de la conciencia que aparecen posteriormente.
Otro aspecto es el capital, mi abuelo siempre estaba pendiente de tener capital para poder comprar animales (chanchos, ovejas, gallinas, pavos, etc), en esos momentos pensaba cuanto importante es el dinero.
De esta forma, en la vida el dinero es un medio para lograr el éxito, porque ayuda a cubrir nuestras necesidades, nos ayuda a integrándonos a la escuela. Para todo esto es bueno adquirir buenas costumbres, abrigarnos con valores.
Para lograra el éxito se tiene que saber administrar, recursos, tu vida. Kiyosaki (2008) dice que tomar decisiones y tener metas claras es el primer paso para empezar a construir el mundo que queremos, sólo hay que atreverse a hacerlo.
No puedo pagarlo o no puedo ahorrar es una salida fácil para limitarnos, en lugar de empezar a crear estrategias que nos permitan alcanzar nuestra metas financieras. Esta vez pon esos engranes a trabajar.
El dinero es un medio para lograr alcanzar nuestros objetivos, desde un cafecito hasta un sofisticado jet. No tiene nada de malo ir en su búsqueda ya sea trabajando, invirtiendo o emprendiendo, el punto es hacer algo para no quejarnos que nos falta.
Kiyosaki (2008) es contundente con esta afirmación. Podemos tener mucho dinero y no saber qué hacer con él y también podemos tener poco dinero y hacer mucho con él. Hacerlo trabajar en tu beneficio a través de acciones que te agreguen valor como persona y tú patrimonio es un camino. Aceptémoslo, somos tremendamente críticos con los demás y le damos consejos, tips, recetas.
Cuando nuestros ingresos crecen perdemos un poco el ‘piso’ y nos dejamos llevar por los nuevos caminos que nos abren estos ‘extras’, pero no hacemos nada para que ese dinero nunca se nos vaya. Todo se trata de hacer un uso inteligente de nuestro dinero para que siga creciendo, esa es la clave de todo.
Quizás todo vaya perfecto pero nada garantiza que seguirá así. Todos hemos pasado por buenos y malos momentos. Son estos últimos lo que nos dejan mayores aprendizajes, lo importante es no olvidar esas enseñanzas cuando todo vuelva a estar bien. Siempre prevé y vencerás, sobre todo en temas de dinero.
Todos las personas son inteligente, algunas con un coeficiente más desarrollado que otras, el ser por naturaleza es inteligente, partiendo desde esa premisa, el ser siempre está en constante idealización, siempre quiere crear. Todos tenemos algún talento, sería bueno que cada uno ponga en el tapete ese talento. La vida está lleno de proyectos, una idea es un proyecto, teniendo talento y llevando a cabo un proyecto, es fácil lograr el éxito.
Puedes hacerte un favor, toma tu reloj de pulsera y míralo bien durante un rato. Sigue leyendo, solo después de haber mirado y observado bien tu reloj. Ahora, respóndete a la pregunta: ¿Qué fue  tu reloj que estás viendo, antes de ser un reloj? Puede que respondas, un trozo de metal, un trozo de cristal e incluso la piel de un animal si la correa es de cuero.
Pues no. Considera; el metal estuvo ahí desde toda la vida. El cristal también aunque fuera en forma de arena y piel, la tienen todos los animales de piel desde el principio de los tiempos. Pero yo no te he  preguntado de que está compuesto el reloj que tú estás mirando, si no ¿qué fue antes de ser un reloj? Sencillo. Lo mismo que todas las cosas que ha hecho el ser humano, antes de ser lo que son. Una Idea.
Sin una idea originaria, nada de lo que el ser humano ha hecho, hubiera podido llegar a existir.
Así que todo parte de una idea.  Pero ¿qué es una idea? una idea es una “imagen mental” y por eso puede materializarse. Si no se concibe primero una imagen o forma, nada puede llegar a ser.
De esta manera mi abuelo siempre me hablaba de los negocios. Entonces, en el mundo profesional, negocios, estudios, en todo, siempre tienes que confiar en ti. Entiende esto que la primera persona con la que va a tener que enfrentarte, comunicarte o ponerte bajo sus órdenes, es un ser humano, aunque no lo parezca por su aspecto, sus modales, pero tendrá dos manos, dos piernas, dos ojos, etc, y hablará o reirá, igual  que hace cualquier ser humano, ósea no es un ser de otro planeta. Ósea todo lo que hace un ser humano. Entonces a que le tienes miedo en esta vida, si somos de la misma especie, que te frena a triunfar en esta vida.
El cielo y el infierno, el sexo es pecado, y mucho más de lo mismo. La mujer para tener relaciones de casarse porque si no irá al infierno, sentirá sobre sí misma la cólera de Dios. Mientras la niña es niña, es quizá bastante normal de peso, irá todos los domingos a misa, y no habrá mayor problema. Pero esa niña entra en la pubertad y comienza a desarrollar la figura femenina, se empieza a desarrollar, a los chicos los llevará a la calle, etc.
El yo personal siempre sumergido en medio de la familia, la sociedad con sus respectivas leyes para poder permanecer y convivir con ellas, leyes de las cuales conocemos porque nuestros padres y la sociedad se han encargado de grabar en nuestras mentes, de un ser nacen los hábitos y de la sociedad nace la moral. Entonces pienso que la moral es el conocimiento de lo que deben necesariamente hacer o evitar los seres inteligentes y racionales que quieren conservarse y vivir felices en sociedad.
En definitiva, como mi abuelo, siempre que llegábamos tarde no nos quería abrir la puerta, pero una cuestión de saber esperar, cuestión de saber utilizar la inteligencia emocional. En nuestro día a día, en nuestro centro de trabajo, siempre nos estamos quejando que ya peleamos con un compañero, a veces nos enfurecemos sin motivo alguno, estamos llenos de estrés, para solucionar todo esto, es bueno utilizar la inteligencia emocional.
El psicólogo Daniel Goleman, autor de Inteligencia Emocional, afirma que este tipo de inteligencia es incluso más importante que la inteligencia académica, ya que es la que nos permite participar y compartir con los otros seres humanos en un ambiente armónico y en paz.  “La inteligencia académica no ofrece la preparación que se necesita para la multitud de dificultades, o de oportunidades, a la que nos enfrentarnos a lo largo de nuestra vida”, dice Goleman.
Según las investigaciones realizadas por el profesor Goleman, las personas con alta inteligencia emocional ganan mejores salarios y obtienen mejores recompensas en la vida laboral y social. “La inteligencia emocional es demostrada no sólo por quienes son líderes sobresalientes, si no por aquellos que tienen desempeños sobresalientes”, dice el profesor.
Es por eso que es muy importante que los padres de familia cultiven y ayuden a desarrollar la inteligencia emocional en sus hijos, ya que el aprender a regular las emociones, y a entender cómo sus reacciones afectan sus interacciones sociales, los llevará a tener más éxito en la vida.
Todos nos enfrentamos a muchos miedos pero si no nos atrevemos a dar pasos bien pensados y analizados nunca sabremos si nos puede ir mejor. Aprende a identificar las buenas oportunidades y darte la oportunidad de encontrar un mejor lugar que el estado de confort.
Para crear un negocio se necesita de una idea, tratar de controlar el miedo, ser un buen administrador, creer en Dios. El factor suerte en la vida no existe, todo llega por añadidura, el universo conspira para que puedas hallar tu historia personal, tu perseverancia te encaminará hacía lo que tú quieres.
Para lograr el éxito el que capta la verdad de la naturaleza mental del universo está bien avanzado en el sendero hacia el logro del éxito. Sin esta llave maestra, el éxito es imposible.
A modo de conclusión, en este mundo no existen personas fracasadas, existen personas sin objetivo. Lo peor es escuchar decir “yo soy así”. Tengo miedo, con el miedo no lograras muchas cosas que quisieras. Si quieres el éxito sácate ese miedo. El ser humano no nace, se hace. Diseña tu propia vida, hazte a ti mismo, encuentra un propósito y atrévete a vivir tus sueños.
Qué opinas.
Fuente
Georg Wilhelm Friedrich Hegel (2017) Fenomenología del espíritu. México. Editorial: Fondo de Cultura Económica.
La Biblia (1988) El salmo de alabanza de David. Libro 2 de Samuel 22:1. Perú. Los Gedeones Internacionales.
Pedro Holgado Moratal (2005) El Éxito Y Tu. España. Libros en Red.
Robert T. Kiyosaki (2008) Padre Rico Padre Pobre. New York. Aguilar.





0 comentarios:

Copyright © 2013 Pedrocornejo.com